Fitoterapia

Durante mucho tiempo, los remedios naturales y especialmente la utilización de la plantas medicinales fueron la única herramienta con la que el médico podía trabajar. Posteriormente, con la química y la farmacopea, la medicina hizo un gran avance en el tratamiento de las enfermedades, no obstante, el uso de las plantas medicinales no quedó olvidado. La tradición popular y los herbolarios, conservaron este saber que hoy en día se vuelve a revalorizar.

La Fitoterapia es una forma de tarapéutica basada en el uso de las plantas con propiedades dietéticas y curativas, es una terapéutica blanda, es decir,  no agresiva que ayuda a restablecer el equilibrio humano.

Al utilizarlas deberemos elegir un grupo de plantas que se complementen por sus principìos activos con el fin de tratar mejor una enfermedad.

La Fitoterapia nos puede ayudar a sobrellevar mejor los procesos curativos, haciendo que los síntómas se suavicen o desaparezcan pero cuidado en no utilizar la Fitoterapia como la medicina tradicional, ya que es trabajo individual de cada uno, la observación de como he llegado a estar así y como o que tengo que cambiar para no volver a encontarme en esta situación que me incomoda o me crea problemas de salud.